i

i

domingo, 27 de enero de 2013

OTRA HOJA PARA MI CURRICULUM




- "Yo me bebo hasta el agua de las aceitunas" dijo el borracho. Y nos reímos.

Pasamos adentro y apunté su frase, el otro se fue y me quedé con el borracho, le puse el segundo sol y sombra y le escuché contar algunas buenas historias de su juventud, de sus líos, de sus mujeres y de sus negocios, "tuve que salir corriendo de Madrí, Kufisto", "¿Pasta?", "Peor...mujeres".

Normalmente no le doy bola, cada vez soporto menos a los borrachos, pero no sé la razón que me motivó a dársela el viernes. Y la verdad es que estuvo bien.

Hay alcohólicos que nunca sabes si ya están borrachos o es que ya no pueden estar de otra manera; recuerdo a éste, llegó una tarde y me pidió su copa de anís, le miré y le dije que no, "¿pero por qué?", "porque estás borracho", "pero si acabo de salir de trabajar..." Volví a mirarle y vi que me había equivocado, me sentí mal y le puse su copa, noté que él estaba dolido, pero no dijo nada. Y me sentí peor y marché al otro extremo de la barra.

Aparenta más de sesenta años aunque todavía no ha llegado a los cincuenta, que está a las puertas, pero no son estos expertos cerrajeros, precisamente...

- "A mi me importa muy poco morirme mañana..." oí decirle al otro.
- "Eso lo dices ahora...pero si la vieras cerca..."
- "Que no, que me da igual...ya lo tengo tó hecho"

Volvió a preguntarme si le había bajado algo de música country, es su favorita, "no, ya te dije que no puedo hacerlo", "Ah...perdona" Inicié el Spotify y busqué algo, había muchísimo y elegí uno después de mirar un rato.

- "Ah, sí...tengo que montar un garito de ese tipo...con camareras de buenas tetas y largas piernas...simpáticas...¿no hay cantado por mujeres, Kufisto?...sí...¿sabes cuantos locales hemos abierto durante estos años?...veintinueve..."
- "No jodas"
- "Sí..."

Y uno a uno fue citando a la mayoría, hasta los que tuvieron cuando jóvenes en Madrid, tiempos dorados aquellos, mucho dinero, muchas mujeres, mucha noche...y muchos problemas, supongo, que de estos no me habló.

- "Yo la droga...nunca. Y he estao rodeada de ella, y lo estoy...Un poco de maría cuando era un crío...pero nada más...yo, esto (y levantó su copa de sol y sombra)"
- "Y si es un cubalibre, mejor" dijo el otro.
- "Hombre...¡pues claro!...Yo me bebo hasta el agua de las aceitunas"

Y nos reímos y pasamos adentro.

Llegó la Minipimer, nerviosa, cada día que se le va peor cara tiene, dijo nosequé de un robo, de que le habían tangado en un bareto los seiscientos euros de nosequé ayuda, la escuchamos, al menos la oímos, creo que fue por eso que me dio las gracias tres o cuatro veces al irse dos minutos después con el borracho, que quienes están tan solos gustan de estar un rato con cualquiera, supongo que uno puede terminar dando las gracias hasta a las paredes por permitir que te apoyes en ellas.

Algún tiempo después me fui yo, pero volví, y la madrugada acabó mal y el mediodía fue peor.

Fue una tarde larga, larga...tan larga que ya me daba un poco igual cuando quedaba poco para que la terminara.

Llegaron un par de parejas y uno de ellos me pilló por banda, hicimos (más bien hizo) un aparte y empezó a ametrallarme con su pasión por las armas. Al principio lo escuché porque no tenía escapatoria pero poco a poco, conforme se iba encendiendo, le presté más atención, que es cosa que suele pasar cuando alguien te habla así sobre algo que desconoces, y terminé por preguntarle, y eso ya fue el remate, pues no hay como lucirse para sentirse mejor, sobretodo cuando estás mal, y este chaval lo está...O al menos eso cree él.

Apenas tiene treinta años y se ha quedado en el paro por primera vez, ya son ocho los meses que lleva así...Salimos a fumarnos un pìto:

- "Y Kufis...yo me veo al mediodía, pelando patatas...mi mujer trabajando y la niña en el colegio...y joder...¡QUE YO TENÍA QUE ESTAR COMIÉNDOME EL MUNDO, COÑO!...Y venga curriculums, y venga viajes...¡incluso a Madrid, que me da igual!...¿sabes lo que me pasó el otro día con un hijo de la gran puta?... Veo un anuncio de lo mío, en Madrid, veo los requisitos y que cumplo con ellos, les llamo y me citan para una entrevista...bien...Me arreglo, pillo el coche y para Madrid que me voy...y cuando llego me encuentro que un enano de mierda me dice que no sabe ni porqué me he molestado, que hay muchos con mejor curriculum y tal, que adiós muy buenas...sin más...De verdad te digo que me dieron ganas de partirle la cabeza, de verdad...¡¡¡¿¿¿PERO SO HIJO DE PUTA...Y ENTONCES PARA QUÉ COÑO ME HABÉIS HECHO VENIR!!!???...Me sentí como un mierda, Kufisto, como un completo inútil...como un mierda...Y así una y otra vez, una y otra vez...que ya no sé ni donde mandar los jodidos curriculums...Vas al Ayuntamiento por no se qué plan de empleo y ves que solo se los dan al hijo de tal, o al sobrino de cual...mecagoendios..."

Estaba encendido, los ojos le brillaban aunque no lo suficiente como para echárseme a llorar tal que hizo hace un mes, intenté calmarle, que se diera cuenta de lo que tenía, me habló de su desahogada economía, pero no todo es economía en esta puta vida, Mariano, que no te enteras, que un tío fuerte como un roble no puede estar pelando patatas en su casa, que el personal empieza a pensar cosas raras, peligrosas...y por dedicarte a pelar patatas en tu casita puedes acabar arruinándote la vida.

Me fui poco después, no sin antes despedirme de él y no sin que volviera a enseñarme por el móvil su tesoooorooo...

Es hermosa.

Estaba tan cansado que no tardé en meterme en la cama con el tercer tomo de las Obras Completas de Dostoyevski y un especial de Sir Tim O´Theo que hizo los primeros honores, es un fantástico tebeo, se nota que tiene un guionista ex-profeso...A Dosto lo leí como dicen que hacia él con la Biblia, abriéndola al azar, y caí en la entrevista entre Stavroguin y Schátov de Demonios...me sigue gustando este tío, creía que no iba a hacerlo y volvió a atraparme como cuando era un chaval que buscaba respuestas en los libros.

Me dormí leyendo el último capítulo de Los Hermanos Karamazov.

Y hoy, aún renqueante, le ha tocado el turno a un viejo conocido que el viernes discutíó con su mujer y todavía anda de fiesta, o eso cree él, que no sé qué fiesta puede ser cuando uno está en ese estado, a no ser que estar de fiesta sea sinónimo de olvidarte de todo, que fijo es así, pero engañada la cabeza engañado tu cuerpo, y tu sueño, y tu salud, y todo lo demás...aunque nada es gratis, todo pasa factura, y mientras solo sea a ti no va mal, peor es cuando para pagar la cuenta tienes que meter por medio a tu mujer y a tus hijos...no solo tendrás que aguantar tu mirada en el espejo cuando despiertes del sueño que creíste haber robado.

Y así han pasado los minutos del día, que los hay tan de esa manera que se transforman en horas, y al salir a la noche ha sido como si deseara un apagón...

Y sentir la negra lluvia sobre mi cabeza.



7 comentarios:

  1. Personajes que desfilan por la novela. Un borracho que lo esta incluso cuando no bebe, una mujer que no tiene quien la abrace y se va con alguien por un beso y un parado de los 6 millones que no saben sí almdiamsiguiente podrán comer.
    Y nosotros perdonando a un piloto suicida y permitiendo a los ladrones que nos arruinen.
    Un día la guillotina aparecerá en medio de la lucha y se arrepentirán.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los demonios no se arrepienten: por eso lo son.

      Un saludo, amigo.

      Eliminar
  2. "Me dormí leyendo el último capítulo de Los Hermanos Karamazov."

    Dormirías bien entonces.

    Un saludo, Kufisto.

    Oswald.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No creas...pero no fue culpa suya

      De vuelta, amigo

      Eliminar
  3. Bueno, el amigo Baumet ha tenido la gentileza de enviarme un articulo sobre balonmano.
    Te dejo el hilo por si te apetece

    http://unblogmuycule.blogspot.com.es/2013/01/el-titulo-mundial-un-punto-de-inflexion.html

    ResponderEliminar
  4. Kufisto, tendrías que reconvertir el bar en gabinete psicológico con derecho a cubata o sol y sombra.

    De libros hace poco dejé (sin leerlo del todo) "las ideas tienen consecuencias", de Weaver. Me ha parecido bastante infumable y complicado, aunque destila alguna cosa interesante. Creo se lo regalaré a alguien que me caiga mal.

    Ahora toca novela ligera, el tocho V de "cancion de hielo y fuego".

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.